Dakar Legends 2018 #504 – Etapa 2

Domingo 7 de enero 2018

Después de la excelente etapa de ayer salíamos hoy en primer lugar abriendo traza de entre los camiones.

Hoy, como curiosidad, los coches han salido por delante de la motos, luego estas, y finalmente, como siempre, los monstruos del desierto de los que encabezábamos la caravana.

Nos han bajado la arlequinada a las 10:51 y el Tatra ha volado.

Tras 9 km de piso duro han aparecido las primeras dunas que nos han acompañado ya hasta el final de la especial de 276 km.

Dunas altas, bajas, fofas, duras, esbeltas como senos y blandas como… .De todo tipo y condición, hemos subido y bajado dunas para aburrir, hasta la extenuación, además de hacerlo, por si no fueran suficientemente difíciles, en las horas centrales del día del verano peruano.

Pronto hemos empezado a adelantar las primera motos y coches rezagados, los más accidentados o con avería mecánica y otros simplemente encajados en la arena intentado liberar su montura de la trampa de arena.

Pasan las viñetas del Road book y avanzamos a buen ritmo. La navegación, es difícil y el trepidante ritmo que llevamos no permite momentos de descanso ni distracción, continuos cambios de ritmo hacen que haya rodadas en todas direcciones y la precisión lo es todo.

De repente, hacia el km 130, saltamos una duna a la que llegamos un poco pasados y el morro del queen69 aterriza sobre la ladera opuesta de la duna pero el culo hace el amago de adelantarnos. Tensión en la cabina, dientes y esfínteres apretados, ojos abiertos como si se tuvieran que salir de la órbitas y músculos en tensión esperando lo peor, pero Alex, atento a la jugada, acelera y las ruedas delanteras traccionan tirando del camión hacia adelante evitando, de esa forma, volcar hacia adelante, lo que, hubiera sido realmente feo y un gran problema .

-“take it easy, man”, le digo al checo

Bajo control responde él.

Y seguimos, pie en la chapa en nuestra alocada carrera hacia Pisco

El pobre Lucas, nuevo en estos menesteres todavía no ha entendido que ha pasado y la cara de susto le ha durado hasta el campamento.

Al poco hemos tenido que parar cerca de 3 minutos porque parece ser que en el salto hemos perdido una rueda de recambio y Lucas a bajado para atar mejor la que aun quedaba

Al poco nos hemos detenido otra vez porque algo pasaba con la dirección y Lucas ha vuelto a bajar con una par de llaves y lo ha solucionado en otros 2 o 3 minutos

Quedando poco para el final, nos ha atrapado el Kamaz 500 de Nikolaiev en un claro postulado a la victoria final , por si alguien tenía alguna duda al respecto.

Hemos recorrido los 276 en 3h:30′

Terceros en la etapa pero somos segundos en la clasificación general, lo que a estas alturas del rally poco define, pero ilusión, hace mucha.

Gas i xampany!!!

@ferran.marco